Una marca aún más global

Internet le dio a la música el escenario más grande del mundo, pero ¿y a las tiendas de instrumentos musicales? Nuestro cliente había grabado todos los sonidos de todas las guitarras con todas sus combinaciones: pastillas, cables, amplificadores, pre-amplificadores. Una hazaña. Nuestro trabajo fue crear un entorno visual agradable para escuchar cada uno de esos sonidos.

Visualización del mayor banco de sonidos producidos por guitarras

Trabajando con arquitectos, interioristas y modeladores 3D, creamos una habitación para cada instrumento que recreaba el sonido que producía la guitarra. Representábamos así la maravillosa propiedad que tiene la música de transportarte a diferente lugares.

Nos pusimos en la piel de los guitarristas y nos preguntamos cómo sería el mejor interface para escuchar sonido. La respuesta fue, lo más cerca posible del instrumento. Así que combinamos el extremo cuidado por el detalle con los efectos visuales del sonido para mejorar el stickiness de cada sesión.